PGA Tour

Hoyo en uno en un par 4 y una altísima dosis de suerte

Siempre he creído que para conseguir un hoyo en uno es necesario una buena dosis de suerte. Hay buenos tiros que podrían haber entrado pero no lo hacen por falta de fortuna y, por el otro lado, hay malos tiros que sí que entran por una alta dosis de suerte.
Este es el caso de hoyo en uno que ha embocado Richard Green durante el pro-am del Oates Victorian Championship del PGA Tour of Australasia. Un hoyo en uno en un par cuatro con una altísima dosis de suerte, porque ¿Cuántos hoyos en uno conocéis que se consigan tras la bola caer en un bunker?

Etiquetas

Historias Relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar